Tlf: (+34) 968 60 34 56 · Mail: info@mybabymattress.com

Ventajas de tener un colchón minicuna

Ventajas de tener un colchón minicuna

Seguramente ya estés preparando las cosas para la llegada del nuevo bebé y estamos seguros de que cuentas con una lista de cosas que debes de tener antes de la llegada del recién nacido. Sin embargo, hay algunas que son principales y que debemos tenerlas antes de que el recién nacido abra los ojos. En este caso hablaremos del colchón minicuna para que cuando llegue el bebé esté preparado en su primer descanso.

 

Motivos para usar una minicuna

Los recién nacidos deben descansar sobre un colchón minicuna y no en una cama como una persona adulta o un niño, ya que necesita que su desarrollo sea el más correcto al dormir en una postura adecuada a su cuerpo. Como sabemos el cuello de los recién nacidos es más sensible que el de un bebé de unos meses, por ello debemos ponerlo sobre una superficie con una dureza especial. Además, durante esta etapa nos encontramos con que el bebé pasará mucho tiempo durmiendo y por ello necesitará un colchón adecuado a sus horas de descanso.

La minicuna cuenta con múltiples ventajas en comparación con una cuna de gran tamaño. ¿No sabes cuáles son? ¡Sigue leyendo!

Son confortables

Cuando los bebés están dentro de las barrigas de sus madres se encuentran en un lugar bastante cálido y acogedor. Por ello, las minicunas lo que intentan es aportar esa sensación al bebé gracias a su pequeño tamaño. Con ayuda de un par de sabanas tu bebé se sentirá de nuevo en el vientre del estómago de su madre.

Son muy seguras

A veces, cuidar a un recién nacido es una tarea muy difícil y requiere que estéis 24 horas pendientes de él. Por eso,  gracias a su pequeño espacio podréis trasladar la minicuna de un lado a otro permitiendo estar siempre pendientes de vuestro pequeño, brindándoles los cuidados que necesiten.

Conseguirás ahorrar energías

Cuando llega un bebé a una casa los primeros meses son los más duros. Los padres se despiertan una y otra vez para atenderles. Por eso mismo, el hecho de que sea tan pequeña y tenerla al lado en nuestra cama puede  ahorrarnos tiempo y energías, ya que al tenerlo en nuestro lado podremos acostarnos rápidamente.

Despreocúpate por el tamaño

Una cuna normal ocupa mucho espacio, sin embargo las minicunas son muy manejables. Caben en cualquier habitación y podrás trasladarla de habitación a habitación ya que su pequeño tamaño te permitirá pasarla por la puerta sin necesidad de tener que desmontarla o plegarla.

¿Tienes una minicuna en tu casa? ¡Cuéntanos tu experiencia!

0 Comentarios

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies